Saltar al contenido

Nutrición en Educación Primaria

Nutrición en Educación Primaria

Por lo general, la nutrición en educación primaria, es un período crucial, de máximo desarrollo intelectual y físico. Se distingue por una importante maduración.

Los infantes adquieren en ella grados de autonomía en diferentes aspectos. Entre ellos por supuesto la alimentación. Es competente de comer solo aunque al principio necesita ayuda para algunas cosas como cortar con cuchillo o masticar sin dificultad.

Es una época en la que empieza a consolidar la diversidad de alimentos en la dieta y la adaptación progresiva a la alimentación del adulto.

Por eso es necesario, inscribirse en el curso de nutrición en educación primaria dictado por el SEPE España, para poder entender la importancia de una correcta educación nutricional en la infancia y facultar a los/las profesionales de formación Primaria.

A su vez diseñar programas a favor de una correcta nutrición de los alumnos, para fomentar hábitos de vida saludables.

La inducción educativa, está dirigido a maestros y maestras de esta etapa, así como a licenciados/as en pedagogía y psicopedagogía, todos ellos agentes educativos.

Una alimentación en periodo de educación primaria, debe fomentar el consumo de frutas, verduras y hortalizas, provocando un aporte de leche y derivados. Mínimo de unos 500 mililitros al día, para aporta proteínas de origen animal y vegetal.

Además, la alimentación balanceada de un infante estudiante debe potenciar el consumo de legumbres y de pescados, cuidando que las raciones de carne no sean demasiado generosas, impulsando el  uso del aceite de oliva frente a cualquier otra grasa como mantequilla o margarina.

Los niños en etapa escolar, deben evitar el exceso de sal, limitar el consumo de azúcar; caramelos, golosinas, bebidas azucaradas muy ocasionalmente y consumir mucha agua como bebida principal.

Es significativo recordar que en edad escolar no hay que forzar al niño a comer, ni castigarle si no ingiere todo lo que se le pone, ya que reforzaría una conducta negativa

Se ha visto que los niños comen más cantidad de la que es recomendable en función a su edad. Para tramitar esta situación lo que debemos hacer es servir en platos más pequeños a los niños, una cantidad más reducida.

Vale recordar, que está científicamente demostrado que si ofrecemos más, la tendencia es que coma más. Es muy trascendente, sobre todo, en familias con tendencia al sobrepeso.

Esperas las planillas para inscribirte en el SEPE, búscala en el portal web de la institución o dirígete a alguna de sus agencias.

cursosepe2018.com ©2020. Todos los derechos reservados Aviso Legal Politica de Cookies Politica de Privacidad Contacto